Región
El Gobierno espera más vacunas y ratifica el "enfoque federal" de la distribución
Domingo, 7 de marzo de 2021
La cartera de Salud difundió un comunicado suscripto por la ministra Carla Vizzotti y los ministros del área de las 24 jurisdicciones en el que subrayaron el carácter "unido" y "consensuado" del trabajo de inmunización que se está realizando para enfrentar la pandemia.

Luego de superar el primer millón de vacunados, el Gobierno nacional continúa con el operativo de distribución de dosis con "enfoque federal" mientras espera para las próximas semanas nuevas remesas de Sputnik V, avanza sin pausa en negociaciones con China por más lotes de Sinopharm y aguarda por las de AstraZeneca que se envasan en México.

En ese sentido, durante un acto realizado el viernes en la localidad de Ituzaingó, el presidente Alberto Fernández explicó que la Argentina "compró vacunas dónde había vacunas", cuestionó a aquellos que impugnaban los acuerdos con Moscú por la Sputnik V en base a razones "ideológicas" y planteó que se hizo "lo que le conviene al pueblo" y en ejercicio de la "soberanía" (por la compra en simultáneo a distintos laboratorios internacionales).

Además, el primer mandatario aseguró que en el tiempo que viene "hay que vacunar más" y "a mayor ritmo", definiciones que se vinculan con las negociaciones en curso para que lleguen más dosis en lo que resta de marzo.

Sobre este punto, sin embargo, en la Casa Rosada prefieren no adelantar cantidades ni fechas.

De cualquier manera, en el Ejecutivo se aguarda la paulatina normalización de las entregas de la Sputnik V, la llegada de las primeras de AstraZeneca desde México y sobre todo apuestan por las "muy avanzadas gestiones" para recibir "más vacunas Sinopharm en el corto plazo", informaron fuentes oficiales.

"Hay muy buenas expectativas que sigan llegando vacunas de ambos", señalaron a Télam tras una consulta puntual sobre la vacuna china Sinopharm y la rusa Sputnik V.

Por otro lado, en relación al desarrollo conjunto de la Universidad de Oxford y la compañía AstraZeneca, en el Gobierno esperan la llegada de un primer lote en las próximas semanas.

En ese proyecto participan los laboratorios privados mAbxience, de Argentina, y Liomont, de México, con el objetivo de producir vacunas contra el coronavirus para toda América Latina, con la excepción de Brasil.

En la Casa Rosada confían en que un primer lote de vacunas de ese origen llegue a Ezeiza "hacia fines de marzo, pero más probablemente a principios de abril".

A partir de la llegada del primer embarque, calculan, el país podría contar con entregas mensuales de entre 2 y 4 millones de la vacuna de AstraZeneca.

Mientras tanto, a un año de la aparición del primer caso positivo de Covid-19 en Argentina, la distribución de dosis hacia las provincias se sostiene según el criterio 'federal' (de acuerdo a la población total de cada jurisdicción) y a medida que la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat) va 'liberando' los lotes.

Ante los reclamos de la Ciudad de Buenos Aires para modificar el número de vacunas que se asigna a cada jurisdicción, la Casa Rosada insistió en que seguirá usando el mismo principio que se usó para la distribución de respiradores.

Sobre este tema, la cartera de Salud difundió este sábado un comunicado suscripto por la ministra Carla Vizzotti y los ministros del área de las 24 jurisdicciones en el que subrayaron el carácter "unido" y "consensuado" del trabajo de inmunización que se está realizando para enfrentar la pandemia.

"Todas las jurisdicciones nos unimos para superar los obstáculos que van surgiendo: el principal es la dificultad de acceso a vacunas en todo el mundo, por la altísima demanda simultánea", consignaron los ministros en el documento, y luego agregaron: "Esto lleva a que, cuando se prioriza a algunos sectores, se posterga a otros, hasta que llegue el próximo embarque".

"Si bien es imposible lograr un consenso absoluto, sí es posible diferenciar los cuestionamientos razonables de las críticas malintencionadas", subrayaron en el comunicado que lleva la firma de Vizzotti y de los responsables de Salud de todas las jurisdicciones, entre ellos el ministro de Salud porteño, Fernán Quirós.

El miércoles pasado, Quirós había pedido que las vacunas se repartan de acuerdo a la cantidad de adultos mayores y de personal sanitario de cada jurisdicción -dos grupos poblacionales de mayor presencia en CABA- mientras que Nación ratificó que la distribución seguirá siendo proporcional al número de la población total de cada provincia.

El tema seguramente llegará a la mesa del Consejo Federal de Salud (Cofesa), que tiene previsto reunirse el viernes 12 de marzo próximo.

La postura de Quirós fue objetada en los últimos días por parte varios dirigentes del Frente de Todos, como la legisladora porteña Paula Penacca; el jefe de Gabinete de la provincia de Buenos Aires, Carlos Bianco, y el viceministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak.

Por otro lado, durante su presencia el viernes en Ituzaingó, Fernández celebró haber superado el millón de vacunados pero también deslizó una crítica a la campaña vacunatoria del Gobierno porteño.

Tras destacar que la campaña vacunatoria del PAMI se abrió "para que se vacune a toda la comunidad", el Presidente contrastó esa iniciativa "con otros lados, donde se dieron las vacunas a obras sociales para que se las apliquen sólo a sus afiliados".

En el comunicado de Vizzotti y todos los ministros de Salud se remarcó que "las autoridades sanitarias" de las 24 jurisdicciones, junto al Gobierno nacional, están "más unidas que nunca", y que el objetivo es "construir sobre lo ya construido, con la mirada en corregir todo lo que haga falta, para mejorar el acceso a las vacunas y así disminuir el impacto en la mortalidad de una posible segunda ola".

La prioridad puesta en el avance de la vacunación se refleja en el Monitor Público de Vacunación, que a última hora del viernes mostraba un total de 1.472.510 aplicaciones distribuidas entre todo el país, de las cuales 1.133.362 personas fueron inmunizadas con una sola dosis y 339.148 con las dos.

Por otra parte, en relación al tránsito de las vacunas desde que llegan al aeropuerto de Ezeiza hasta que son aplicadas, si bien se está trabajando para reducir plazos, en el Ejecutivo informaron que se necesitan entre 5 y 7 días sólo para alistar los cargamentos que se envían a las provincias.

Apenas un avión toca pista en el aeropuerto, intervienen Andreani y el Correo Argentino -para el transporte refrigerado- pero también el Ministerio de Salud y Anmat, que están a cargo de la evaluación de la partida, el ingreso en el sistema y la división de las dosis para cada jurisdicción.

Al completarse ese circuito se concreta la 'liberación' del cargamento para el viaje hasta las provincias, que las reciben y que tienen su propio mecanismo de control y aplicación.

Como ejemplo, hasta el viernes habían sido despachadas 2,3 millones de las más de 4 millones de dosis recibidas, pero el viernes mismo Vizzotti anunció la incorporación de un lote adicional de 406.800 de vacunas Sinopharm que fueron remitidas hacia todas las provincias.

Alberto Fernández aseguró que en el tiempo que viene "hay que vacunar más" y "a mayor ritmo".


Las vacunas Sinopharm serán utilizadas para inmunizar a docentes, personal de salud y personas de entre 18 y 59 años con condiciones de riesgo.

El envío de vacunas a las distintas jurisdicciones se volvió a ampliar este sábado con un nuevo envío informado por Vizzotti: en este caso fueron 395.850 dosis de Sputnik V dirigidas a todas las provincias y a la CABA.

Por último, respecto del Covax (el Fondo de Acceso Global para Vacunas del que forma parte la Organización Mundial de la Salud), a la Argentina le corresponderán casi 2 millones de dosis.

La Casa Rosada, sin embargo, todavía aguarda la firma del contrato que formalice el cronograma de entregas.

En paralelo, Colombia se convirtió el lunes pasado en el primer país latinoamericano en recibir el primer lote de vacunas del mecanismo Covax: se trata de una noticia que podría anticipar, en el corto plazo, novedades positivas para la Argentina.