Brote inflacionario
Subte para pocos: con un salario mínimo se pueden adquirir 423 viajes menos al mes, que en 2015
Miércoles, 6 de marzo de 2019
El Observatorio de Políticas Públicas de la Universidad Nacional de Avellaneda advirtió que el anuncio de un nuevo aumento en la tarifa de subte, que la llevará de los actuales $16,50 a $19 en abril y $21 en mayo de 2019, no satisface una razonabilidad económica

El Observatorio de Políticas Públicas de la Universidad Nacional de Avellaneda advirtió que el anuncio de un nuevo aumento en la tarifa de subte, que la llevará de los actuales $16,50 a $19 en abril y $21 en mayo de 2019, no satisface una razonabilidad económica y sólo "generará ingresos de hasta $882 millones por sobre los costos de explotación del servicio" para la empresa proveedora, Metrovías.

El informe difundido por el equipo de economistas de Economía UNDAV analiza la evolución del poder adquisitivo, medida en cantidad de pasajes de subte que se pueden adquirir, y contrapone que mientras que en 2015 se podía acceder potencialmente a 1.129 viajes en subte con el salario mínimo, en 2019 sólo se obtienen 706 pasajes para el total de este tipo de ingreso.


En este sentido, en tanto que cuatro años atrás se podía comprar 569 viajes en subte con una jubilación mínima, hoy sólo se puede acceder a 453; y, respecto a beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo, quienes en 2015 adquirían 168 pasajes con el total del monto correspondiente, hoy sólo consiguen 88 boletos. Con los aumentos anunciados hasta mayo, la tarifa del subte registrará un aumento del 180% en sólo un año de plazo, en base a datos de Subterráneos de Buenos Aires (SBASE) Es así que se puede vislumbrar como los tarifazos en el transporte público corroen los ingresos de los asalariados, ya que desde el segundo semestre de 2018, la tarifa del subte creció hasta 107 puntos porcentuales más que el salario mínimo. Contrariamente a estos aumentos, el costo de explotación del servicio no aumenta en la misma proporción: según números de la Sociedad Estatal SBASE, entre octubre de 2018 y junio de 2017 los costos técnicos subieron tan solo 38,9%, por lo que con los nuevos aumentos previstos se generarán ingresos de hasta $882 millones sobre los costos de explotación del servicio. Lo anterior redundó en los últimos años en un aumento en la proporción de subsidios al consumidor sobre la tarifa total, los cuales pasaron de de un 52,8% en 2014 a una estimación de 65,1% el año pasado.


Así, en un contexto de restricción fiscal, el Ejecutivo de CABA busca para este año propiciar una reducción de casi 17 puntos porcentuales en el subsidio a la tarifa.

"No obstante, tomando la proyección de usuarios que expone SBASE y el monto de subsidios ya aprobados para este año por la Legislatura en el Presupuesto 2019, no sería necesario efectuar una nueva suba para cubrir los costos de operación del servicio: dicho de otra forma, el nuevo aumento propuesto de casi un 27,3% no responde a una razonabilidad económica", remarca el informe.



Y concluye: "Descartados los criterios de mantenimiento del precio relativo, de mantenimiento de la relación con el salario, de consideración de las necesidades sociales, de evolución de los costos de explotación del servicio y de fiscalidad, no se encuentra ninguna justificación económica razonable para el aumento que llevará a la tarifa de subte a $ 21".

Etiquetas