Lomas de Zamora
Conmoción en Llavallol por nueva amenaza de masacre escolar
Miércoles, 15 de agosto de 2018
El Instituto San Francisco de Asís recibió dos amenazas de masacre escolar con un proyectil servido incluído. Toda la comunidad educativa y vecinal está conmocionada. Fuerte movilización de detectives para dar con los perpetradores.

"Se viene Columbine 2x/08/2018", es la pintada con la que se encontraron docentes y alumnos del Instituto San Francisco de Asis de Llavallol y que mantiene en vilo a toda la comunidad educativa. El mensaje, escrito sobre una de las paredes del colegio, hace alusión a la masacre ocurrida el 20 de agosto de 1999 en la escuela norteamericana de Columbine, en Denver, donde dos estudiantes ingresaron armados, asesinaron a 13 personas y luego se suicidaron.

El hecho ocurrió el 3 de agosto y quedó registrado por las cámaras de seguridad que tiene el colegio, aunque la identificación de los autores aún no fue posible porque pintaron el mensaje durante la noche. Desde la institución dijeron que se están tomando las precauciones necesarias y que se elevó la denuncia ante la Comisaría 4ta de Llavallol. Además se le dio intervención a la inspectora del nivel, quien aconsejó mayor presencia policial.

El fin de semana entraron al colegio San Francisco de Asís que está en Llavallol, para escribir en la pared del jardín", mamá de una alumna de la escuela. "Las cámaras de video captaron este momento donde estos sátrapas hicieron esto, pero están los rumores de que no eran adolescentes sino personas adultas....porque uno también piensa, fue una broma de mal gusto de algún alumno. Cómo actuó el colegio? RECIÉN ahora manda una nota para comunicar seguridad en nuestros hijos!!", agregó la mujer.

El temor de la comunidad no es infundado y la incertidumbre de lo que pueda ocurrir crece con el correr de los días. La pintada, además de hacer alusión a la escuela de Denver, refleja las fechas en las que podría ocurrir un posible ataque. Según escribieron, sería durante los últimos días de este mes. "Un horror, uno tiene que vivir con miedo de lo que va suceder", finalizó la mamá que dio a conocer el hecho. En la nota que envió el colegio, los directores también afirman que "comparten la preocupación que el hecho provoca", pero les piden a las familias que "continúen respetando las vías de comunicación formales y así evitar malos entendidos". Dentro de las medidas dispuestas por la policía, se cuenta el aumento de presencia policial en la entrada del Instituto y a 200 metros del establecimiento, en horarios de 8 de la mañana a 8 de la noche. Por lo pronto, las actividades del colegio se mantienen con normalidad y se analizan las cámaras de seguridad para encontrar a los responsables.

Se agrava el temor en la comunidad

Como si esto no fuera lo suficientemente inquietante el colegio volvió a recibir una nueva brutal amenaza: dejaron un graffiti en la misma pared que rezaba "Tic Toc Tic Toc" haciendo alusión a un reloj corriendo y debajo de ello, pintaron una flecha apuntando a una bala de fusil servida pegada con cinta adhesiva.

Inmediatamente las madres, volvieron a realizar la denuncia en la comisaría cuarta de Llavallol. La Policía manifestó que se trataría de dos personas distintas las que realizaron las ambas pintadas y que esperan que la semana próxima cuando se cumpliría el tiempo hipotético de la amenazas, vuelvan a aparecer nuevas intimidaciones públicas.

Los padres preocupados están analizando no enviar a sus hijos durante la próxima semana, con lo cual están tramitando la justificación de las faltas. Las actuaciones están en el Juzgado Federal N°1 de Lomas de Zamora donde se están realizando análisis de las cámaras. Los detectives están tras la pista de varios sospechosos, pero para mayor efectividad de la pesquisa no brindaron más detalles. Por otro lado, se supo que se encuentra formando parte de la investigación personal de Inteligencia Criminal de Gendarmería, quienes buscan información específica sobre el caso. En el colegio asisten alumnos desde jardín hasta secundaria.

"Con el primer graffiti pensé que se trataba de una broma adolescente de mal gusto y también esperaba alguna respuesta del colegio dando alguna explicación del mismo, tuvieron que pasar los días para que tome carta sobre el asunto y que la policía esté presente en la entradas y salidas d los chicos, pero cuando uno recién empieza a sentir seguridad, vuelven a escribir la pared con un TIC TOC y poniendo una flecha hacia abajo donde dejan una bala, tengo miedo y pánico de mandar a mi nena al establecimiento, tengo miedo que me llamen para decirme lo peor", aseguró la mamá de una alumna de primaria.

¿Qué fue la masacre de Columbine?

Columbine es el nombre de una escuela secundaria en el Condado de Jefferson, Colorado, Estados Unidos (cerca de Littleton), tristemente famosa por la matanza que tuvo lugar el 20 de abril de 1999.

Aquel día, Harris con una camiseta en la que se leía "Selección Natural", y Klebold, cuya camiseta tenía impresa la palabra "Ira", llevaron a la escuela bombas de fabricación casera que colocaron en la cafetería, y dejaron otras en sus respectivos automóviles.

Ambos, vestidos con chaquetas largas y oscuras, y equipados con una carabina y una pistola automáticas y dos escopetas con caño recortado, se sentaron a esperar que el estallido de las bombas -que hubiesen matado a cientos de personas- hiciera que la gente huyera despavorida del edificio, y para entonces fusilarlas.

Como las bombas no estallaron, Klebold, el joven con penas de amor, deprimido y que pensaba que no había vida peor que la suya, y Harris, quien se creía Dios y anhelaba que se reconociese la inferioridad de todos los demás, volvieron al edificio y empezaron a disparar contra quien se cruzase en su camino.

Más de 20 años después y cientos de estudios psicológicos, criminales y sociológicos solo se pudo llegar a la conclusión de que nunca deben subestimarse las alarmas de alerta. Más en una sociedad donde los individuos viven sedientos de protagonismo y trascendencia. 

Etiquetas